¿Porque No Es Optimo Ofrecer, Tu Inmueble A Precio Fuera De La Realidad?

Este es un error bastante común de algunos propietarios que están ofreciendo a la venta su inmueble porque no desean «malbaratar» su propiedad, sin embargo, no es la mejor manera de vender un inmueble.

Si has leído nuestro post anterior, éste error se da porque el propietario no conoce el valor real de su inmueble, al contrario del anterior que sí lo sabía, pero igual lo quiere ofrecer más caro.

Lo grave de este error, es que cuando el propietario se convence, (y lo hará él/ella solito/a, rindiéndose a la dura realidad), es muy posible que pase a cometer otro error en la venta de su inmueble que consiste en: «Bueno, parece que éste no es el precio, ahora vamos a negociar (o más bien regatear)».

Sí, ahora vamos a negociar y cualquiera negocia con un propietario que no tiene las ideas claras y piensa que su vivienda sigue siendo mejor que cualquier otra similar en la urbanización.

Poner una vivienda en el mercado con un precio alto indudablemente retrasará la venta.

En realidad, esta táctica retrasará mucho la venta y además no se venderá por ese precio.

Un Secreto Que Pocos Conocen

Déjame que te comente un dato que pocos propietarios conocen y algunos agentes inmobiliarios desconocen.

El mejor momento para vender una vivienda son las 4 primeras semanas de haberla puesto en el mercado. Siempre y cuando se comercialice bien, claro.

¿Por qué las 4 primeras semanas? Porque la mayoría de los compradores de una vivienda antes de contactar con un propietario o agente inmobiliario han pasado semanas, (varias semanas y a veces un par de meses), en Internet buscando, comparando y sobre todo aprendiendo.

No Es Que Los Compradores Se Dediquen a Esto. Pero….

No estoy diciendo que estén 3 horas diarias todos los días durante semanas o meses buscando, comparando y aprendiendo.

El comprador de una vivienda antes de contactar por primera vez con alguien, propietario o agente, se toma su tiempo pensando y considerando la compra de una vivienda. Y comparando precios.

En otras palabras, el comprador compra cuando él/ella quiere, no cuando quiere el propietario o el agente inmobiliario.

Si el futuro comprador de una vivienda ha visto la suya online y le parece una buena oportunidad, entonces se decidirá a contactar.

Si No Estás Alineado Con Los Precios Reales

Si tu vivienda tiene un precio alto, el comprador esperará a ver lo que surge en las próximas semanas, porque ahora no tiene prisa en comprar. Todavía no.

Si el precio de tu vivienda es el adecuado y el agente inmobiliario sabe defender ese precio mostrando el valor que tiene tu vivienda en su publicidad, entonces comenzarás a recibir solicitudes de información y de ellas 2 o 3 clientes mostrarán interés real en comprar tu vivienda.

Cualquier vivienda que tenga 2-3 compradores interesados al mismo tiempo, se vende con rapidez y al mejor precio posible.

Todo propietario necesita un buen asesor inmobiliario que le indique cuál es el precio real de su vivienda.

El mejor precio que puede conseguir ahora. A veces esperar 1 año o 2 para vender su vivienda es la mejor opción para algunos propietarios. Y a veces es todo lo contrario. Aquí es donde también entra en juego el asesoramiento profesional.

Al Ofrecer Tu Inmueble a Precio Alto Pierdes Buenos Clientes

Los clientes que están buscando un inmueble para comprar, ya han visto muchísimos inmuebles y saben con exactitud los precios, más que cualquier tasador profesional, ya que ellos no se la pasan viendo decenas o incluso cientos de inmuebles para hacer sus tasaciones (en su mente).

Y es que el comprador promedio ha visto un montón de inmuebles.

Conoce todo lo que hay que saber sobre opciones, ya ha visto inmueble con cochera, sin cochera, duplex, no duplex, con antiguedad, de estreno y casi cualquier combinación que se ofrezca en el mercado, esa también ya la ha visto.

Es por eso, que si le ofreces un precio adecuado (según todo lo que conoce, porque él ya se ha graduado de experto, al menos en éste momento del tiempo) no va a dudar de comprar el inmueble, pero si tu oferta está sobre-valorada, va a tender a pasar de ella porque a la gran mayoría de personas no les gusta negociar.

Entendiendo A Los Propietarios

La mayoría de propietarios, son incapaces de ver su vivienda de forma objetiva.

En la venta de su propiedad se suman cuestiones subjetivas como el valor sentimental, la creencia de que su casa es mejor que la de su vecino y cuestiones económicas como reformas, el precio que se pagó en la compra de la vivienda, etc.

Esta forma de pensar del propietario es comprensible porque nadie quiere liquidar o rematar lo que tanto esfuerzo le ha costado .

No obstante, hay que ser consecuentes con el comportamiento del mercado en esos momentos y adaptarse.

Viéndolo Del Lado Del Comprador

Es fácil ver la compra-venta desde un solo ángulo, el de la venta y no considerar algunos aspectos de la compra como las posibles reformas y decoración que se debe hacer; la compra de muebles; los gastos de mudanza o el número de viviendas que hay a la venta en su zona.

Los propietarios que se dejan asesorar por profesionales son los únicos que ganan vendiendo sus viviendas rápido y por el mejor precio posible.

Todo propietario evitará colocar un precio alto a su vivienda y podrá fijar el mejor precio de venta, si considera lo que un asesor inmobiliario le demuestra sobre cómo está el mercado inmobiliario en su zona. Lo que le demuestra; no lo que le dice.

Salir al mercado con un precio alto también consigue que sea la competencia quien venda antes. Si en la zona hay una vivienda similar a un precio inferior, (y generalmente la hay), el comprador la va a encontrar y no considerará los posible beneficios que le aporta su vivienda en particular.

Lo Mejor Es Tasar Tu Propiedad

Lo mejor en estos casos, es llamar a una empresa tasadora que trabaja con bancos y ¿Por qué no a un tasador independiente? Sólo a menos que te lo hayan recomendado y sea realmente bueno, sino ¿Cómo sabrás si es realmente dando precios de los inmuebles? Si no es el caso, es mejor no arriesgarse y trabajar más sobre seguro.

Para corroborar los valores, también puedes llamar a un par de agentes inmobiliarios que con gusto te darán una opinión del valor real de tu inmueble, lo que puedes tomar como base para ofrecerlo al mercado.

En resumen, el propietario que permite que su vivienda se ajuste al precio de una valoración hecha por un asesor inmobiliario, o mejor aún, por una empresa tasadora que trabaja con bancos, tendrá muchas más posibilidades de vender su vivienda con rapidez y al mejor precio.

Y otra cosa, un asesor inmobiliario que se precie nunca venderá su vivienda por un precio inferior al que el mercado puede soportar en ese momento.

Contacto

Andrés Berger
Teléfono: 994-964-486